Todos, todos pasamos por lo mismo. Estamos un día frente a miles de notas, apuntes, libros, intentando estudiar matemática. Todos hemos sentido en algún momento esa frustración de no poder resolver un ejercicio; de estar horas leyendo pero no terminar de comprender determinado tema. Pero entonces, ¿qué estamos haciendo mal? ¿cómo deberíamos estudiar matemática? Bueno tengo dos noticias para ello.

La primera: lo siento, no existe una fórmula secreta para estudiar matemática. Todos somos diferentes y cada persona tiene diferentes ritmos de aprendizaje o diferentes habilidades que le permiten captar la información por distintos canales (visuales, espaciales, auditivos, entre otros). Así que si intentásemos buscar una receta global que se pueda replicar en cada estudiante no la vamos a encontrar, jamás.

La segunda noticia es más alentadora. Si bien no existe esa receta que nos sirva a todos, lo que sí es cierto es que es posible al menos utilizar un esquema o ciertas instrucciones a tener en cuenta que pueden aumentar nuestras probabilidades o nuestra capacidad para entender un tema, en particular, en matemática.

      • Escribe, borra y vuelve a escribir. Este tip puede parecer un poco obvio, pero para algunas personas no lo es. En matemática, más que en cualquier otra materia, es muy importante hacer uso de la escritura para comprender un tema. No es suficiente con la lectura. Siempre ten a mano papel y lápiz al estudiar matemática. Escribe tanto como puedas. El proceso de escritura te ayudará a recordar con mayor facilidad y rapidez algunos procedimientos y fórmulas necesarias para la resolución de problemas.
      • Comprende línea a línea, renglón a renglón lo que estás haciendo. La resolución de ejercicios en matemática viene dado por la aplicación de propiedades y razonamientos lógicos. Es importante que realices cada uno de estos pasos con seguridad y conociendo perfectamente el por qué y el cómo los estás aplicando. No dejes pasar un renglón a otro sin saber una justificación del qué y por qué se hizo. Una buena manera de estudiar es que escribas a un costado las propiedades usadas o una justificación del procedimiento utilizado. Por ejemplo: si al solucionar una ecuación te encuentras con una situación como esta:

                                                     

      Escríbela de la siguiente manera:

                                   

      Es importante que no avances al siguiente renglón hasta que no hayas comprendido lo que se ha hecho en el anterior, el no hacerlo puede llevar a una “bola de nieve de falta de información” más adelante y será más difícil detener.

      La matemática es lógica y tiene una razón de ser, no es únicamente memorizaciónIntenta estudiar para comprender la lógica detrás de cada paso y no memorizarlos. A futuro cuando los procedimientos sean más y más largos la memoria te puede jugar una mala partida, en cambio el entender a profundidad la lógica subyacente es la que te llevará a la resolución del problema.

      • Maneja un lenguaje técnico tanto como puedas. No, no es lo mismo función, que ecuación o que expresión. A medida que aprendas nuevos conceptos procura en mayor medida usar las palabras correctas para referirte a ellos. El uso adecuado del lenguaje en matemática es primordial, sobre todo cuando estudias de libros o textos, ya que estos manejan éste lenguaje. Ya verás como resultará más sencillo entender exactamente de que están hablando cuando lo veas escrito o lo escuches de boca del profesor.
      • Estudia con tiempo y con dedicación. Si no haces parte del grupo de “geniecillos” que con leer un poco automáticamente entiende todo el tema, entonces sé consciente de ello y dedica tiempo suficiente para estudiar. En la mayoría de los casos la dedicación termina por vencer las dificultades. Date tiempo para repasar un poco de la teoría, para hacer ejercicios, para equivocarte y para volver a empezar. El tiempo necesita tiempo y no hay forma de ganarle a ello. Recuerda que necesitarás de éste para incorporar los procedimientos pero que también la dedicación y la constancia harán su parte. Estudia regularmente.
      • Dibuja, representa, grafíca tanto como sea posible. La matemática no está limitada únicamente a capacidades numéricas; necesita también de pensamiento geométrico, espacial, lógico, variacional, entre otros. Por su parte no todas las personas aprendemos de la misma manera. Para algunos interpretar un texto resulta más sencillo que interpretar un gráfico, o más sencillo interpretar un dibujo que un archivo audiovisual. Muchos de los conceptos matemáticos pueden ser representados mediante un esquema. No te estamos pidiendo un gráfico exacto de la situación sino una figura de análisis. La visualización de algunos problemas en matemática resulta eficaz a la hora de abordar un ejercicio. Tener una representación gráfica que apoye una resolución analítica escrita va ayudar a la apropiación de los conceptos que estés trabajando. Ésta no está ligada únicamente al gráfico de funciones; podría ser un dibujo de un conjunto, una relación, una forma, lo que puedas representar con un dibujo, represéntalo.
      • Busca un lugar cómodo para estudiar. El entorno en el que estudias es importante. Busca un lugar con buena iluminación, calmado, cómodo y en el que sobre todo no tengas demasiadas distracciones o interrupciones.
      • Dale tiempo a la frustración y al descanso. Comprende que la frustración es natural cuando se está aprendiendo un tema nuevo, y todos pasamos por ello, así que es normal que llegue un momento en el que pareciese imposible poder entender todo. Cuando esto ocurra, descansa. El descanso hace parte del estudio.
      • Usa herramientas tecnológicas. Aprovecha la tecnología, aprovecha la época en la que estás estudiando. Hoy en día es muy fácil encontrar en la web infinidad de herramientas que puedes utilizar para apoyar tu estudio.

      Mis favoritas:

      www.wolframalpha.com // Para realizar cálculos, solucionar ecuaciones paso a paso, todo y más de lo que le podríamos pedir. Tienen aplicación móvil también. Se necesitaría todo un post dedicado a Wolfram.

      www.khanacademy.com // Para inscribirse a cursos completos de diferentes temáticas. Puedes también solucionar ejercicios, ver videos explicativos de los temas, leer material teórico, y mucho más.

      • Busca ayuda. Si ves que te está costando estudiar y que cada vez se hace más y más complicado, no te quedes con eso. Pregunta. Pide ayuda a tu profesor, habla con él o ella, seguro podrán guiarte de la mejor manera.

      Seguramente me quedan algunas cosas por fuera pero por el momento son algunos consejos que se me ocurren, espero te resulten de utilidad.

      ¿Tienes alguna duda? Si me quieres preguntar algo o hacerme un comentario escríbeme a juan@ingooz.com y con gusto me pondré en contacto contigo.

      Saludos y feliz estudio.

      Juan


      Juan Patiño Echeverría es licenciado en matemática. Fue profesor e investigador de la Universidad Argentina de la Empresa (UADE) y la Universidad de Buenos Aires (UBA).

      ¿Te gustaría probar una clase con nosotros?

      Categorías: Aprendizaje

      0 commentarios

      Deja un comentario

      Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *